16/02/2021 - La gavilla, integrada por tres hombres y una mujer

Detuvieron a una banda de ladrones cordobeses

La policía de la provincia detuvo a la banda de “Los Simuladores”, un grupo de asaltantes especializados en realizar entraderas armadas, en viviendas de zonas rurales.

Alertados por una llamada a la Central de Emergencias 911, el día viernes 12 de febrero, efectivos de la Agrupación Orden Público, dependiente de la Unidad Regional XVIII irrumpieron en una vivienda de la localidad de San Martín de las Escobas, en la que los cuatro asaltantes estaban perpetrando un robo calificado.

La gavilla, integrada por tres hombres y una mujer domiciliados en Córdoba, se desplazaba en una camioneta Toyota Corolla con los guarismos adulterados, color champagne, registrada en Córdoba Capital. Con estos datos, la policía de la provincia procedió a rodear la morada y los agentes ingresaron hallando en el suelo al propietario de la vivienda, un hombre de unos 50 años a quien habían reducido y maniatado a punta de pistola.
Dentro de la finca dieron con la mujer perteneciente a la banda, domiciliada en la localidad de Tanti. La misma se encontraba dentro de un baño y estaba disfrazada con un mameluco celeste. Inicialmente, sus tres cómplices, que se desplazaban camuflados con mamelucos blancos, lograron escapar corriendo por un campo que atraviesa un sembrado de soja y maíz, pero fueron capturados por separado días más tarde.
El Ministerio de Seguridad dispuso a tal efecto, un cerco al que se sumaron efectivos de la Guardia de Infantería, la Agencia de Investigación Criminal, de las comisarías 2ª San Jorge, 7ª. San Martín de Las Escobas, 3ª Cañada Rosquín, la Guardia Rural Los Pumas y la Policía Científica. El área fue inspeccionada con un dron facilitado por Defensa Civil del municipio, lo cual permitió analizar sectores amplios del territorio.
El sábado por la mañana la comisaría 5ª dio con uno de los delincuentes, oculto entre las malezas al borde de la ruta provincial Nº 63, al oeste de la localidad de Margarita. A pocos metros aprehendieron a su compañero, también cordobés, de 63 años. El tercero, otro hombre oriundo también de Córdoba de 50 años, cayó al regresar furtivamente a la escena del crimen, por razones que se desconocen. El malviviente, en mal estado físico por deshidratación, regresó a la finca probablemente en busca de agua y en su descuido activó la alarma exterior, alertando a la comisaría nuevamente, que llegó al lugar oportunamente.

Por los hechos, interviene la Fiscalía de la ciudad de Rafaela.